“Educación en tiempos de pandemia”, diálogo con ex ministros de América Latina

GINEBRA (8 DE JULIO DE 2021) - Ayer, 7 de julio, OIDEL organizó un seminario web para propiciar un coloquio sobre la educación durante la pandemia de Covid-19 con antiguos ministros de educación. El evento fue presentado por la organización, en colaboración con la Universidad Pontificia de Comillas y el Foro Permanente de Política Exterior (FPPE).

El evento fue un diálogo entre cuatro ex ministros de educación latinoamericanos: Adriana Delpiano de Chile, Evelyn Jacir de Lovo de El Salvador, Carlos Ávila Molina de Honduras, María Julia Muñoz de Uruguay. El seminario fue moderado por Pablo Biderbost y Belén Urosa de la Universidad Pontificia de Comillas. La sesión fue inaugurada por Ignasi Grau Director de Oidel y el rector de la universidad Enrique Sanz.

Los ponentes crearon un fructífero diálogo mientras respondían a diferentes preguntas propuestas por los moderadores, en relación al estado actual de la educación en sus respectivos países y a nivel mundial. Los temas principales de sus intervenciones fueron el reconocimiento de los principales actores que han permitido que la educación siga funcionando y los retos a los que se han enfrentado al hacerlo. Los ponentes parecían estar de acuerdo en ambos puntos, lo que les permitió profundizar en el tema en cuestión. Los ministros hablaron también del papel fundamental que han desempeñado los cuidadores, en particular las madres, para garantizar que la educación siga funcionando durante la pandemia. Los ex ministros también coincidieron en el hecho de que la educación parecía ser el área olvidada en lo referente a políticas inmediatas. Reconocen que se está enmarcando como un problema a largo plazo y que no se están tomando las, muy necesarias, medidas inmediatas. Los ponentes lamentaban esto ya que consideran que la educación es un elemento clave que afecta a muchas otras áreas y cuya disminución de la calidad tendrá un efecto devastador a largo plazo en la sociedad.

Otro de los temas recurrentes del evento fue el reconocimiento de la falta de recursos en la mayoría de los países. Y las posibles soluciones que se están barajando y los planes que se han puesto en marcha. El diálogo ofreció a los asistentes la oportunidad de reflexionar sobre los retos y el futuro de la educación en mitad de una crisis global. Se analizaron los factores que hacen que la educación y los alumnos sufran más en determinadas regiones y se debatió el futuro de forma realista e informada.